Qué es la enfermedad de Behçet

Compartir

La Enfermedad de Behçet, o Síndrome de Behçet, es una enfermedad que inflama los vasos sanguíneos. Es no contagiosa, autoinmune, crónica y sistémica, y puede afectar a cualquier parte del organismo. Aunque puede presentarse a cualquier edad, afecta generalmente a personas de entre 20 y 40 años, y suele repercutir en la calidad de vida de quienes la padecen.

Esta enfermedad es de origen desconocido, poco frecuente, y no tiene cura. Sin embargo con un tratamiento se puede reducir la inflamación y regular el sistema inmunitario. Incluso en la mayoría de los casos puede tratarse de tal manera que el paciente pueda llevar una vida completamente normal.

 Síntomas 

Aunque la Enfermedad de Behçet es crónica, sus síntomas pueden aparecer y desaparecer solos. De hecho, tiene una evolución intermitente, con períodos de actividad y períodos de remisión en los que no se detectan síntomas.

Este síndrome puede cursar con manifestaciones del sistema circulatorio, oculares, musocutáneas, articulares, neurológicas y digestivas, entre otras. Los síntomas más comunes son: llagas en boca, genitales y otras regiones de la piel; hinchazón de ciertas partes del ojo; dolor, hinchazón y rigidez de las articulaciones. En algunos casos la sintomatología puede derivar en complicaciones como meningitis, coágulos sanguíneos, ceguera, inflamación del sistema digestivo.

 A qué especialista acudir 

Aunque es común que en primera instancia el paciente acuda a especialistas como el oftalmólogo, el dermatólogo o el ginecólogo/andrólogo, según la zona que vea afectada, esta enfermedad es tratada por el reumatólogo, ya que es quien que trata las enfermedades autoinmunes.

Importante: el presente material es de carácter informativo, de ninguna manera reemplaza el criterio del profesional de la salud en cada caso en particular. Ante cualquier duda o síntoma se debe consultar a un médico y no automedicarse.